Agosto del 2007


desde la isla

Publicado en General el 16 de Agosto, 2007, 11:37 por Inari

Difícil es el mundo ciertos días en que le duele la cabeza, las muelas o un diente destinado a fracasar en un vaso de leche. Y no se queja a pesar de que la sopa esté caliente y le queme la lengua y le arrase uno de los corazones que dejó por descuido en el camino, a pesar de que le inunde el neocórtex y todas las neuronas borrachas -ellas- bailen una canción que sin mencionar la palabra libertad habla de ella, como las lenguas que están destinadas a decir lo que nunca dirán y sin embargo admiten con una pastilla de un color muy tenaz bajo ellas que los perros ladran a pesar de la luna y sus deslices en el malecón, a pesar de tanta luna que se te clava en el pecho para que al fin encuentres el ritmo cristalino de la lluvia en una ventana que no se abre nunca, a pesar de todos los lunares luminosos que pidieron permiso de residencia y se quedaron a vivir bajo tu piel de pergamino pecaminoso donde alguien escribe palabras que empiezan por p y nunca acaban.

Difícil es el mundo ciertos días en los que solo quiere sol solitario hechizo de las brujas que abandonan las escobas detrás de las puertas para que sólo lleguen las visitas más hermosas y siempre sea una fiesta que acaba de llegar y está a punto de irse, donde los invitados ríen sin parar acunados en el cielo de su campanilla que suma y sigue buscando amaneceres que rechinen los dientes y reclinen los cuellos, y bailen agarrados de la mano alrededor del árbol de pomelo que una noche se subió en un tacón aguja y voló hasta el infinito para dejar de ver hormigas y ver fueguitos.

Difícil es el mundo ciertos días en que alguien acaba un libro y es como si se le acabara la vida porque quiere quedarse a vivir allí para siempre y suena el teléfono y le chillan y dicen que el mundo es difícil ciertos días porque ella no está o está mirando o porque mira bajo y mira el suelo y en el suelo un charco es un océano que se cruza de un salto.