Marzo del 2007


don quijote

Publicado en Crónica de ultramar. el 7 de Marzo, 2007, 21:48 por Inari


a mí don quijote me cae bien desde que lo conozco,
no recuerdo dónde ni cuándo, pero guardo en mi memoria
su largo caminar de hombre huesudo
que recuerda a otros huesudos de mi vida

parece ser, que hizo creer al mundo que enloqueció
por leer libros de caballería y que se creyó un caballero medieval,
yo sé que lo era, no se puede fingir tanto tiempo
algo que no se es porque acaba doliendo

don quijote pensó tanto y tan alto el mundo que quería
que se mostró ante él y nos lo dijo a su manera,
yo creo que sufría de realismo mágico
que es una dolencia que apenas se entiende aún hoy en día

recuerdo campo de criptana,
que es un lugar por el que pasó don quijote
con su sancho y su rocinante,
allí fui con esme y con maría,
a ver sus molinos y su puesta de sol
y el peso de ese cielo incierto y de ese sol insomne
que me golpeó como a él y me hizo verme desde abajo

desde abajo los molinos son terribles criaturas capaces de rasgar el azul celeste
de levantar una mano y atrapar tantas nubes como caben en un sueño,
yo saqué mi espada de madera por si acaso
saqué mi escudo de cartón y los reté,

luego un señor me los enseñó por dentro
y por dentro, sus tripas, las de los gigantes,
son como un molino para no despertar el pánico en la gente

cerré los ojos un instante cuando el sol
fue un agujero por el que se escapa el aliento
cerré los ojos e invoqué con palabras antiguas
a lo lejos,
muy a lo lejos,
pude verlo caminar despacio, todo lo huesudo
que el horizonte marino de la mancha, inmenso, infinito,
lo iluminó hasta caer su noche poblada de dulcineas